Verdades que Vive Colombia

Mar 4, 2018 by

Map of Colombia

Carta escrita por;
Coronel (r) OSCAR RICARDO COLORADO BARRIGA
Cédula de ciudadanía No. 11.434.794
Correo electrónico oscarco16@yahoo.es
Celular 3115030432

Bogotá, D.C. febrero 20 de 2.018
Señor General
*MEJÍA FERRERO ALBERTO JOSÉ*
Comandante General de las Fuerzas Militares
Ciudad.

Referencia: INCOMPETENCIA, MERMELADA, COBARDÍA O PROGRESISMO

Con tristeza y total desazón me atrevo a dirigirme ante el señor General Mejía Ferrero, en su condición de Comandante General de las Fuerzas Militares, convencido que no es tiempo de callar.

Resulta evidente el comportamiento actual de las Fuerzas Militares, frente a la situación de alteración del orden público liderada por el ELN, disidencias de las FARC y BACRIM, que solo han dejado muerte de Policías y Militares, al igual que atentados terroristas que afectan directamente a toda Colombia y que según parece ustedes los Comandantes de Fuerza, al igual que la Policía, Ministro de Defensa y Gobierno, no pueden, no saben, no les interesa o no quieren enfrentar.

Sea lo primero indicarle mi General, que el señor Presidente, en su campaña inicial y al principio de su Gobierno logró engañar a sus electores y a la Fuerza Pública, creímos en sus intenciones de continuar con la lucha frontal y exitosa contra las Guerrillas comunistas y grupos al margen de la ley, es más, de manera habilidosa ocultó las verdaderas intenciones de la negociación con las FARC y sin sonrojarse, en nuestra cara, nos dijo toda sarta de mentiras para mantenernos esperanzados en el ideario de PAZ que todo soldado persigue.

Se valió del Ministro de turno, hoy candidato Pinzón, quien posaba de ser el primer soldado y quien a todos los que tuvimos el Honor de ser sus Comandantes en cada uno de nuestros niveles, nos repetía hasta el cansancio, que la negociación era el camino sin importar lo que dijesen los cabecillas de las FARC y el Gobierno, jamás le fallaría a Colombia, ni mucho menos a su Fuerza Pública; como buen alumno del Presidente Santos, hoy sale a decir que él le hizo campaña al SI, pero votó por el NO.

Como toda mentira no puede ser eterna, ya a mediados del año 2.013 empezamos a darnos cuenta el país y la institución, de las verdaderas intenciones del Gobierno y de quienes eran sus nuevos mejores amigos: las FARC. Es por eso que es inconcebible que aún hoy usted en su grado y cargo siga defendiendo a ultranza un proceso que solo ha permitido redimir la peor banda de criminales de lesa humanidad y se preste a que otro grupo de facinerosos hoy en Ecuador presionen al país a través del terrorismo, para obtener mayores beneficios a costa de la vida de militares y policías.

Creería y se lo digo con profundo respeto por el grado y cargo que hoy usted mi General ostenta, gracias a las razones extremadamente graves que voy a señalarle, que ESTÁ EN JUEGO EL FUTURO DE LA PATRIA, la cual juró como yo, defender aún a costa de su propia vida.

INCOMPETENCIA
Sustento esta teoría en sus ejecutorias como Comandante del Ejército y hoy Comandante General.

Se termina el cese al fuego bilateral con el ELN (entendiendo que la Fuerza pública renunció a su deber constitucional de perseguir grupos terroristas) e inician una campaña de terror, que solo busca presionar un Gobierno débil y complaciente, el cual anuncia que suspende el quinto ciclo de negociación, pero a su vez, mantiene a estos terroristas en Ecuador como plenipotenciarios y dirigiendo la ola de terror, asesinando militares y policías y de manera soterrada, envía políticos afines a esa organización como razoneros. Se ha doblegando el estado de derecho, evidenciándose que la Fuerza Pública perdió la ofensiva y únicamente reacciona a lo que usted, el Ministro y el Presidente llaman eventos, que tienen al país sumido en un caos de terror y barbarie.

Las Fuerzas Militares, jamás pudieron copar las zonas supuestamente abandonadas por las FARC, cediendo el control de las mismas a todo tipo de estructuras delincuenciales y su respuesta efectiva fue desactivar las Brigadas Móviles.

Los cultivos ilícitos siguen aumentando de manera descontrolada, al igual que la producción, ya que como se observa la erradicación forzosa adelantada por la Fuerza Pública es un total fracaso y que decir de la voluntaria, que solo incentiva el cultivo para obtener el beneficio económico ofrecido por el Gobierno.

Lanzan gigantescas operaciones militares, con nombres rimbombantes, ejemplo “victoria plus” las cuales ustedes describen a través de los medios de comunicación, que por lógica no conducen a nada y solo alertan al delincuente, olvidando de manera irresponsable el concepto de compartimentación.

Se insiste en continuar con el proceso de reingeniería institucional que lo bautizó: EJÉRCITO MULTIMISIÓN y que ha llevado al Ejército a perder su horizonte, haciendo de todo, menos lo que ordena la Constitución, inclusive a recoger basuras en la Capital y muy pronto serán los soldados de la Patria quienes custodien, protejan y acompañen las campañas de los terroristas de las FARC.

Solo usted mi General y la Canciller Holguín, desconocían lo que le significa al país la crisis humanitaria por la migración de venezolanos desde la frontera y en su afán de figurar con su Ejército Multimisión colocó soldados a darles la bienvenida de manera indiscriminada y sin control.

Bajo su comando y dirección, el ELN revivió y se fortaleció como nunca antes, en hombres, armas, copamiento de zonas y capacidad terrorista y solo hasta ahora, según sus declaraciones se enteró que sus cabecillas están en Venezuela y reciben apoyo y protección de ese gobierno.
Las zonas de concentración guerrillera hoy zonas de normalización, son estados independientes, totalmente balcanizadas y ajenas al control institucional, desconociéndose a ciencia cierta que pasa en ellas.
Se presenta un aumento exponencial en la minería ilegal, manejada por lo que ustedes bautizaron disidencias de las FARC, ELN y BACRIM.

Las investigaciones por corrupción en la institución castrense no avanzan, un ejemplo es lo denunciado por la Revista Semana que se denominó LOS NEGOCIOS EN EL EJÉRCITO.

El respeto y la consideración hacia el soldado, bajo su comando, se perdió, hoy vemos como son víctimas de ultrajes, secuestros, intimidaciones y todo tipo de improperios cometidos por milicianos de grupos al margen de la ley, cultivadores de hojas de coca, integrantes del partido político de las FARC, presuntos indígenas, que observan complacidos el abandono y falta de apoyo del alto mando para con sus hombres.

Mi General, solo la acción ofensiva produce resultados, recupere la confianza de las Fuerzas Militares y permítales que cumplan a cabalidad sus funciones, las fuerzas de tierra, mar y aire son altamente capaces y ya han demostrado que no son inferiores a su responsabilidad, no las amarre.

MERMELADA
Es de público conocimiento, que este gobierno recurrió a incontables sumas de dinero, para ganar adeptos y conseguir el apoyo irrestricto e este adefesio llamado proceso de paz, al que se sumaron políticos, medios de comunicación, altas cortes, periodistas, etc., así como ocurrió en estas esferas, emerge sin duda alguna un interrogante ¿en la Cúpula Militar y Policial, ocurrió lo mismo?

De no ser cierta esta afirmación, usted podría responder, como es posible que la Cúpula Militar no se canse y se pronuncie coherentemente, ante las mentiras y engaños por parte de este gobierno y todos sus áulicos.

Más temprano que tarde, este gobierno cederá al vil chantaje de los terroristas del ELN, reanudando los ciclos de conversación y el cese bilateral, mientras tanto con su anuencia engañan al país posando de demócratas y condolidos por la muerte de los verdaderos héroes, en tanto que envían a escondidas emisarios a Ecuador y Venezuela, en donde se encuentran a sus anchas estos terroristas.

Solo usted en la Fuerza mi General, es el único que se niega a reconocer el sesgo político en contra de la Fuerza Pública, de la mayoría de los integrantes de la JEP o la comisión para el esclarecimiento de la verdad, la convivencia y la no repetición. Basta solo con mirar la carta suscrita por un gran número de Señores Generales, dirigida a usted el pasado 7 de febrero, donde manifiestan las sentidas preocupaciones de los miembros de la fuerza pública frente a la seguridad jurídica y social a la que el Gobierno y usted como Comandante General hacen oídos sordos.

Como entender, que ahora sean las Fuerzas Militares, las que le estén haciendo el juego al régimen venezolano y quieran visibilizar las operaciones de control fronterizo, que son de carácter obligatorio por cualquier ejército del mundo, para que las declaraciones verbales de parte y parte sigan escalando peligrosos escenarios difíciles de medir y controlar, que a la postre solo buscan intereses ladinos de ambos gobiernos.

Deben existir intereses muy oscuros, para no reaccionar como es debido ante las insultantes excusas y declaraciones de los integrantes de las FARC, al ser cuestionados públicamente por los atentados terroristas por ellos cometidos, cuando afirman con el mayor descaro “no existió intencionalidad de las Farc de causar daño solo por ser ese un club social de la élite, la intención ( del atentado terrorista) fue solo porque teníamos información de que allí se planeaban operaciones militares oficiales y con paramilitares en contra de la guerrilla”, USTED EN LA MAJESTAD DE SU CARGO, DE VERDAD CONSIDERA MI GENERAL QUE ESTO ES UN ACTO DE PERDÓN Y RECONCILIACIÓN.

COBARDÍA
No es mi intención ofenderlo en su persona o dignidad, pero los hechos hablan por sí solos y para ilustrar esta afirmación me permito transcribir lo que dice Wikipedia frente a la cobardía, concepto acuñado por la prensa internacional:
“La cobardía es un vicio que comúnmente se considera como la degeneración de la prudencia, degeneración que lleva a toda anulación del valor. La cobardía se puede considerar como un exceso de prudencia tal, que es incapaz de encarar consecuencias. La cobardía generalmente es vista con desprecio en la mayoría de las culturas  -si no es que en todas-, mientras que lo contrario, el valor, se recompensa y se anima.”

PROGRESISMO
El terrorista, alias Alfonso Cano, hablaba de la genealogía del Militar, y nos clasificaba en tres grupos:
i) PATRIOTAS, soldados convencidos de su causa, incorruptibles, a quienes se debían vencer por cualquier medio,
ii) NEUTRALES o 28-500, aquellos que no se interesan por nada, que aceptan todo, que aplican la ley del menor esfuerzo y
iii) PROGRESISTAS, un grupo de oficiales y suboficiales infiltrados a finales de las años 70, 80 y 90 en las escuelas de formación, afines a la causa guerrillera de las FARC, aquellos que al interior de la fuerza proclamaban cambios sustanciales en su doctrina, disculpaban las acciones terroristas, cercanos a mandatarios de izquierda, que se autodefinen de mente abierta y van poco a poco menoscabando la moral de la tropa y allanando el camino para la toma del poder por parte de la guerrilla.

Esta terrible teoría, cobra especial relevancia en la actual coyuntura institucional y sería una manera de explicar el silencio cómplice de la actual cúpula militar, que, de no ser así, lo invito respetuosamente mi General a explicar lo siguiente:
Siendo tan evidentes las mentiras y el engaño por parte de este gobierno y al estar documentadas en videos, porque usted persiste en apoyar tanta ignominia.

En verdad usted cree que es legal, moral y ético, que delincuentes de lesa humanidad hoy estén haciendo política abierta y gocen de beneficios y lujos desbordados ¿Usted a quien cree que ellos representan?

Considera que la JEP es equitativa y diferencial con la Fuerza Pública, como afirma el Gobierno y que es normal que mi General Uscategui luego de permanecer más de 15 años privado de la libertad injustamente, no pueda ejercer su derecho al voto y por el contrario el señor alias Timochenco sea candidato presidencial.

Usted de verdad cree que el hijo del Señor presidente, Esteban Santos, que jugó a ser soldado, es en verdad un ejemplo de mística, liderazgo, vocación Militar y merecía ser condecorado, porque según usted sus ejecutorias sirvieron para la protección y proyección de la fuerza. Mi General eso es entendible en personajes como Roy Barreras, Benedetti, Samper, Julio Sánchez Cristo, Darío Arizmendi, Lizcano, Rivera entre otros lambiscones, pero un Militar de Grado General, en honor a la verdad desdice mucho y mancilla la Grandeza institucional.

Como analiza usted mi General, en su condición de Comandante General, que el Gobierno públicamente rechace los atentados del ELN y de manera soterrada continúe hablando con ellos o que la Fiscalía General de la Nación le incaute millonarios bienes a las FARC en Colombia y Ecuador y no pase nada por el incumplimiento al famoso acuerdo.
Para usted es justo que sean los soldados de la Patria quienes sigan exponiendo su vida, levantando los campos minados sembrados por estos terroristas, al igual que los cultivos ilícitos, mientras ellos gozan de todo tipo de privilegios.

En su condición de Comandante General, usted puede asegurar que las disidencias de las FARC que hoy son más del 40% no tienen relación directa con el hoy partido y que es mentira que siguen manejando el negocio siniestro del narcotráfico.

Cree usted mi General, que el Presidente es honesto, al decir hoy que Venezuela es un estado fallido y corrupto, luego de haberse aliado con Chaves y Maduro por más de 7 años, siendo conocedor de las relaciones estrechas entre las FARC y el chavismo y todo lo que pasaba en ese país.

En su condición de Comandante General, considera usted que es democrático y justo, apoyar con su silencio cómplice, la candidatura de terroristas confesos como Timochenco o Petro, con un pasado criminal y una doctrina comunista, que nos puede llevar a seguir el camino de Venezuela, no le conduele el sacrificio de miles de Militares y Policías.

Observe que con su ejemplo de complacencia con estos terroristas y un Gobierno que desconoció la voluntad del pueblo, está llevando a muchos Militares a arrodillarse ante estos delincuentes para congraciarse con usted y seguir ascendiendo en la escala piramidal.

Mi General, no es la primera vez que el estamento Militar enfrenta un Gobierno proclive al terrorismo, recuerde que Belisario los indulto, Gaviria los alentó y Samper los protegió, pero la institución que era liderada por Hombres de Honor, resguardo con infinitos sacrificios la majestad constitucional y fueron el muro que impidió caer en las garras del comunismo, estos verdaderos Militares aún a costa de sus carreras, no les tembló la voz para decirle a esos gobiernos basta, respeten la Constitución y cumplan la ley.

Mi General, usted en su condición de Comandante General, con unas Fuerzas Militares que siguen siendo la institución más querida por los colombianos, quiere pasar a la historia como el General que respaldó el siguiente legado que deja este gobierno, es más le pregunto ¿se identifica con él?

• Aumento de cultivos ilícitos en más del 500 por ciento.
• Minería ilegal desbordada.
• Fortalecimiento de bandas criminales.
• Economía en constante declive, con un crecimiento del 1.8% el año anterior, en más bajo en 8 años.
• Crisis humanitaria, desbocada por la llegada masiva de venezolanos, que este Gobierno alentó al apoyar por más de 7 años al chavismo y que seguramente incidirán en las elecciones.
• Criminales de lesa humanidad empoderados y arrogantes, sin el más mínimo asomo de arrepentimiento, multimillonarios producto del narcotráfico.
• Un ELN demencial y resucitado.
• Un país polarizado por la total ausencia de justicia.
• Un total desprestigio de la justicia, principalmente en las altas cortes.
• Corrupción como nunca antes a todo nivel.
• En crisis la prestación del servicio de salud.
• Incremento desbordado de la deuda pública, propiciada por la mermelada.
• Las principales ciudades en manos de la criminalidad.
• Frenada lo que llamaron la locomotora del desarrollo vial.
• Un congreso en su mayoría desprestigiado y corrupto.
• Una negociación de paz, que no resarció a las víctimas, entregó menores de edad, secuestrados, fortuna, verdad y mucho menos arrepentimiento y sus cabecillas hoy posan de honestos mártires y creen tener la verdad revelada.
• Por el mal ejemplo con las FARC, se tergiversaron los valores y se disparó la criminalidad y muchos áulicos creen que está de moda ser guerrillero y sin ningún pudor se declaran camaradas (Samper) o colaboradores (Mockus).
• Pésimas políticas agrícolas y ganaderas.
• Descenso de más del 20% en la producción y exploración petrolera.
• En aumento y sin control el contrabando, asfixiando el comercio legal.
• Empresarios ahogados por la carga tributaria.
• Fuga de capitales.
• Una Fuerza Pública, paquidérmica y temerosa.
• Desplazamiento y abandono del campo.

Asumiendo la responsabilidad de lo aquí escrito, pretendo crear en usted mi General y en toda la Cúpula Militar, una profunda y sincera reflexión frente al momento histórico que vive la nación, acudiendo a los principios y valores militares que a todos nos fueron inculcados y que, por encima de egos personales, intereses mezquinos o miedos internos, se cuestionen:

¿Es legal y democrático seguir apoyando al Gobierno que registra la mayor desaprobación en su gestión de todos los tiempos y que persiste por encima de la ley, la constitución, la ética, la moral y la voluntad democrática, con un proceso que solo beneficia a 7000 terroristas que representan el 0.014 por ciento de la ciudadanía?

Aun no es tarde…PATRIA HONOR LEALTAD
Coronel (r) OSCAR RICARDO COLORADO BARRIGA
Cédula de ciudadanía No. 11.434.794
Correo electrónico oscarco16@yahoo.es
Celular 3115030432

Sent from my iPhone

Related Posts

Tags

Share This

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.